FOTOS: Mariano González
Balonmano  |  Caja Rural Aula Valladolid
Las blanquiazules no encuentran su ritmo ante  un Mecalia Atlético Guardés superior desde  el primer momento

(26-30) El Caja Rural Aula Valladolid pierde en su estreno en Huerta del Rey

10 de Septiembre de 2021

El Caja Rural Aula Valladolid no pudo conseguir la victoria en su estreno en la Liga Guerreras Iberdrola. Las de Miguel Ángel Peñas cayeron ante un Mecalia Atlético Guardés superior desde los primeros minutos. Las gallegas encontraron con facilidad los seis metros del área vallisoletana. Privadas de la posibilidad de robar y correr, las locales tuvieron problemas en ataque durante todo el encuentro y se acabaron perdiendo en la madeja que tejieron las gallegas.

Y eso que el choque empezó con las dudas típicas del comienzo de temporada en ambos equipos. Como siempre, el Caja Rural Aula vivía más feliz a la carre-ra que en estático, donde sufrían ante el 6:0 de las gallegas, que supieron sa-car provecho de dos jugadas finalizadas en Lorena Perez para poner la prime-ra ventaja en el marcador (1-3, min.5). Jugaban con más desenvoltura las de Prades en estos primeros minutos, que habían encontrado la manera de forzar las pérdidas de las vallisoletanas, atascadas totalmente en el ataque estático. Para complicar más las cosas, llegó la primera exclusión para las locales. Cris-tina Cifuentes puso camino al banquillo y las de Peñas se vieron cuatro abajo con una jugadora menos (2-6, min.7).

Eran minutos complicados para el Caja Rural Aula Valladolid, que, como siempre, se aferró al partido desde la defensa, apoyadas por una buena actua-ción de Lulu Guerra, a la espera de que la inspiración llegara al ataque. Mien-tras, las de Peñas tenían que volver a lidiar con una nueva inferioridad, esta vez por la exclusión de Elena Cuadrado. 

Y en el ecuador de la primera mitad, Peñas decidió dar aire al equipo con la entrada de Danila So Delgado, Malena Valles, Inao Lucio, Jimena y Rafi. La segunda unidad entraba para tratar de reducir aún más una desventaja que se había quedado en dos goles después de que por primera vez las vallisoletanas jugaran en superioridad. Ahí sea jugaba el partido, siempre a favor del viento que soplaban las gallegas, que encontraban con facilidad las penetraciones hasta los 6 metros, donde podían anotar con comodidad. Todo lo contrario que las vallisoletanas, que lastradas por las pérdidas en ataques veían como el campo se inclinaba a favor de las de Prades (10-15, min. 22), que incluso se encontraban cómodas al contraataque. Las blanquiazules no eran capaces de frenar el ataque del Guardés, al que solo frenaba una gran Lulu Guerra. El partido perdió ritmo por el carrusel de exclusiones (siete en esta primera mitad) y ahí también estuvieron mejor las gallegas, que se fueron cuatro arriba al descanso (13-17). La única buena noticia para las de Peñas es que aún esta-ban vivas y que iban a comenzar la segunda mitad en superioridad por la ex-clusión en los últimos segundos de Carla Gómez. 

Las cosas cambiaron ligeramente en los compases iniciales de la primera mi-tad, pero no tanto como para que el marcador variara.  La diferencia seguía bailando siempre en los cuatro goles de diferencia a favor del Atlético Guar-dés, que había perdido algo de fuelle en ataque, pero que al que le sobraba intensidad en defensa para seguir por delante con comodidad. Miguel Ángel Peñas pidió un tiempo muerto para insuflar confianza a sus jugadoras, pero los seis goles de desventaja pesaban demasiado para las blanquiazules (20-26, min.13).

A falta de diez minutos el marcador reflejaba un claro 22-27 a favor de las ga-llegas, que no habían concedido ninguna opción de rebeldía a las vallisoleta-nas, que no fueron capaces de encontrarse a sí mismas ni a su habitual juego desbordante. Sobre todo porque Paula Arcos forzó una exclusión de Cristina Cifuentes a falta de seis minutos para el final, cuando las vallisoletanas se habían colocado tres abajo y acosaban por primera vez al Atlético Guardés. Con esa inferioridad se terminó el encuentro.  Al final, los puntos viajaron has-ta tierras gallegas (26-30).

Entre las noticias positivas de la jornada hay que destacar el buen partido de Malena Valles, que supo asumir la responsabilidad en los momentos más complicados.  Ahora, a las vallisoletanas les queda pensar en el próximo parti-do de la Liga Guerreras Iberdrola que jugarán ante Unicaja Gijón.

26 Caja Rural Aula Valladolid: Lulu  (8 paradas), Sara Molés (1), Cristina Ci-fuentes (4), Lorena Téllez (3), Elena Cuadrado (1), Amaia G. de Garibay (4), Teresa Álvarez -siete inicial- Malena Valles (7), Danila So Delgado (3), Jimena Laguna (2), Inoa Lucio (1), Rafi (-), Savina Bergara (-), Carmen (5 paradas) y Elena García (-).

30 Mecalia Atlético Guardés: Carratú (6 paradas), Lorena Pérez (3), Patricia Lima (3), Paula Arcos (9), Carla Gómez (3), Gabriela Pessoa (5), Daniela Moreno (3) -siete inicial- Sandra Santiago (-), Nazaret Calzado (-), Tamires Costa (-), Ángela Nieto (-), Estefanía Descalzo (3), Míriam Sempere (portera), María Sancha (1) y Yaiza Alonso (-).

Parciales cada 5 minutos: 1-3, 3-7, 6-9, 10-12, 11-16, 13-17 (descanso), 16-20, 18-23, 20-26, 22-27, 25-28 y 26-30.

Árbitros Florenza Virgili y Ausas Busquets. Excluyeron a Cristina Cifuentes (2), Elena Cuadrado, Lorena Téllez, por el  ya Estefanía Descalzo (2) , Gabriela Pessoa, Carla Gómez, Patricia Lima, María Sancha

Incidencias. Partido correspondiente a la primera jornada de la Liga Guerreras Iberdrola jugado ante 500 espectadores.